VEN, PASA SIN LLAMAR


MENSAJE Y CANCIÓN DE BIENVENIDA AL BLOG
(Pinchar sobre el texto que sigue, para escuchar la canción):
VEN,
PASA SIN LLAMAR
(*) Vídeo de la CANCIÓN: pinchando en cualquier parte del texto de bienvenida anterior (Le puso música y voz: Amador (Dorchy Muñoz) Gracias.


*Las FOTOS que acompañan a las entradas de este Blog has sido tomadas por Ángeles Fernangómez. En algún caso excepcional en que no es así, siempre se especifica el nombre del autor y se cuenta con su autorización.


jueves, 15 de enero de 2009

CAFÉ GIJÓN ("Mis poemas") http://www.cafegijon.com/








Uno, dos tres...
¿Cuántos ventanales recogen, del Gijón,
sus cortinajes melenas
a ambos lados?
¡Son tantos años viendo siempre el mismo bulevar...!

Uno, dos, tres...
¿Cuántos magos del arte
se habrán sentado, tras los tiempos,
ante sus mesas de mármol?

Veamos
esta noche

quiénes son los que han venido
a atrapar musas al Gijón.

Contemos:
Uno. El de la izquierda...,
¡ése es un pintor famoso!,
lo he visto en la tele.
Dos. Aquél... ¡aquél es un actor!,
lo vi en el cine.
Tres. El de la mirada perdida...,
te digo yo que es un poeta,
¡no ves que sólo lo conoce el camarero!

Todos los derechos©Ángeles Fernangómez

La Tertulia "Versos Pintados del Café Gijón" en el programa de TV2 "PÁGINA 2"sobre TERTULIAS LITERARIAS (11/01/2009)

Pinchar esta web y luego en la imagen de "Tertulias Literarias" (Sabe a poco, pero la cultura -y más concretamente la poesía-, no es telebasura y, por tanto, se le concede muy poco espacio en estos medios... ¡ay...!) : http://pagina2.rtve.es/index.php#

viernes, 9 de enero de 2009

ÁRBOL DE INFANCIAS ("Mis poemas")


Dedicado a Jara Bedmar

ÁRBOL DE INFANCIAS

Qué hermosa la mañana,
media hora de retraso frente al parque.
De cada mano de adulto
pendía la manita de algún niño,
como bolas de colores en árbol navideño.

Si me atreviera a ser poeta
inmortalizaría la vida de un instante mágico.

¡No!: aguarda y saborea.

Esperé a disfrutar completo el verde cónico,
llegar hasta la estrella de lo alto.
Abrían sus puntas las puertas de un colegio.
Espolvoreo de gorros:
gorros coloridos en cabezas pequeñitas, la ancha cola.
Manos de lana sostenían besos de invierno
lanzados al aire en un soplo de adioses sonrientes.
Reconocí el momento de ser calígrafa de sueños.

Todos los derechos©Ángeles Fernangómez